El rey de los sueños

Cuenta la leyenda, que en la tierra por las noches, gobierna un rey muy poderoso. Cada noche se encarga de repartir sueños a todos los habitantes del mundo. Sueños buenos para los que se han portado bien y sueños malos para los que se han portado menos bien. Noche tras noche, el rey de los sueños inventaba uno distinto para cada habitante de la tierra, así durante cientos y miles de años.

Hace tiempo, ocurrió que una noche el rey enfermó, volviéndose de color gris y no pudo repartir los sueños. Las personas a lo largo de todo el mundo comenzaron a sentirse enfermas por no haber recibido su sueño.

El monarca, preocupado por la salud de los humanos, llamó al mago real para que averiguara el motivo de su enfermedad. El mago le dijo que se le había acabado la imaginación, tantas noches haciendo soñar a los humanos y ya no tenía ideas. El mago tuvo una ocurrencia, el rey debería leer todos los libros de cuentos y novelas que pudiera durante 7 días y 7 noches, tiempo en el cual los humanos podrían sobrevivir sin sueños.

Y así lo hizo, durante 7 días y 7 noches, el rey leyó todos los libros de la biblioteca real sin descansar. Cuando terminó el plazo, el rey se sentía mejor, volvía a tener color y ¡Había recuperado la imaginación! Así que, esa noche, volvió a repartir sueños buenos y sueños malos por toda la tierra.

A partir de entonces el mago real, de vez en cuando, le lleva algún libro al rey para alimentar su imaginación y evitar que vuelva a ponerse gris y a enfermar.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *